Ford Mustang. Referencia entre los deportivos renovada

My Motor Life > Blog > Ford Mustang. Referencia entre los deportivos renovada

Ford Mustang. Referencia entre los deportivos renovada

18/09/2022 / 0 Comentarios / 101 / Blog
Facebook
Tweet
Pinterest
Google Plus

!Menos mal que alguien piensa en los que nos gustan los coches y que no entran al «trapo» de lo que existe hoy en día!. Y es que Ford ha presentado el nuevo Mustang, un «pony car» muy potente que hará las delicias de los usuarios más deportivos, que transforma el coupé deportivo más vendido del mundo con un panel de instrumentos digital completamente rediseñado, un nuevo y avanzado motor V8 y un estilo más vanguardista para convertirlo en el Mustang más divertido de conducir de la historia.

El impacto del Mustang va mucho más allá de los más de 10 millones de coches vendidos en sus 58 años de producción continua. Cuenta con miles de apariciones en el cine, la televisión, la música y los videojuegos, y es el vehículo con más likes del mundo en Facebook, así que era una empresa «delicada» el variar semejante joya de la automoción moderna.

Los nuevos coupé y convertible llevan el «rollo» de Mustang a nuevas cotas, incluyendo mejoras en el hardware, el software y la puesta a punto, además de un nuevo motor 5.0 V8 Gen IV que proporciona una respuesta y unas prestaciones aún mayores que lo que ya conocíamos, gracias a la reducción de la distancia entre el volante y los neumáticos, mientras que una relación de dirección más rápida mejora la dinámica de las curvas del nuevo modelo.

El frontal bajo y horizontal del característico capó de tres secciones se alinea con los nuevos faros de tecnología LED para crear una presencia más impactante, influenciado por el diseño original de los años 60 y optimizado para la protección de los peatones, como mandan los cánones en la actualidad. Su estilizada línea de techo, su amplia postura y su acortado voladizo trasero también son fieles a las proporciones características de la primera generación de Mustang, mientras que las aletas traseras ensanchadas nos hacen vislumbrar una potencia inherente sobre las ruedas al más puro estilo Mustang.

En la parte trasera, un alerón trasero ampliado alberga la nueva y característica iluminación de tres barras y un difusor rediseñado para mejorar el equilibrio aerodinámico.

La versión GT, el corazón de la marca Mustang, presenta unas aperturas de la parrilla de mayor tamaño diseñadas para permitir un mayor flujo de aire, lo que se refleja en un aumento de potencia y rendimiento. La aerodinámica del coche se ha optimizado con la incorporación de nuevas rejillas de ventilación en el capó y un splitter delantero rediseñado.

El sistema Rev-matching (punta-tacón, para los que no dominamos el inglés), que mantiene las revoluciones del motor cuando se acciona el embrague para retener el par máximo entre los cambios de marcha manuales de 6 relaciones, viene de serie en el GT, proporcionando aún más precisión al que es el Mustang más apto para la pista.

Vale, he dicho manual, pero la versión GT también está disponible con transmisión automática de 10 velocidades. El Paquete Performance de serie incluye llantas de aleación de 19″, un diferencial de deslizamiento limitado deportivo para aumentar la tracción, frenos Brembo y un escape que ofrece sonidos de motor ajustables para adaptarse al escenario de conducción.

Junto con el nuevo Mustang GT, debuta el Mustang Dark Horse. Tomando como punto de partida el espíritu atlético, el diseño vanguardista y las experiencias digitales de la séptima generación del Ford Mustang; la serie Mustang Dark Horse ofrece el mayor nivel de precisión orientada al circuito de cualquier Mustang hasta la fecha.

En el corazón de este nuevo Mustang se encuentra una versión de mayor potencia del nuevo motor V8 Gen IV con nuevos árboles de levas y una puesta a punto exclusiva, con un diseño de admisión exclusivo del segmento para que entre el doble de aire fresco en el motor para obtener el máximo rendimiento. También viene de serie con una exclusiva transmisión manual TREMEC de seis velocidades con bola de palanca de cambio de titanio, disponible exclusivamente para este modelo, o con la transmisión automática de 10 velocidades con levas de cambio.

También viene de serie con el Paquete Performance que permite cumplir los requisitos de capacidad de “sprint en pista» de la marca. Un elemento clave de esta capacidad añadida incluye un refrigerador auxiliar de aceite del motor, un refrigerador de aceite de la transmisión (con transmisión automática) un radiador único y más ligero con mayor disipación del calor, además de ventiladores de refrigeración más potentes para mejorar la resistencia y la recuperación, y un refrigerador del eje trasero. Por ende, un diferencial de deslizamiento limitado Torsen de serie maximiza la tracción disponible para mejorar la aceleración y el equilibrio en las curvas.

Este paquete también incluye un remodelado exclusivo del chasis, barras estabilizadoras traseras más grandes y amortiguadores delanteros de alta resistencia, frenos delanteros Brembo de pistón fijo con rotores más grandes, refuerzo de la torreta de suspensión, refuerzo K trasero, llantas de 19″, además de neumáticos específicos Pirelli P Zero PZ4.

El freno drift electrónico aporta una nueva tecnología, desbloqueando la capacidad de derrape del Mustang con el atractivo visual y la funcionalidad de un freno de mano mecánico tradicional, pero sin serlo. El freno de mano electrónico de alto rendimiento está diseñado tanto para que los conductores noveles aprendan y mejoren sus habilidades de drifting como para proporcionar a los conductores expertos un sistema preparado para la competición.

Además de todo ese compendio técnico, también presenta mejoras visuales diseñadas para reflejar su posición como la cúspide de la séptima generación Mustang y aumentar su capacidad en pista.

En el frontal, dispone de un atrevido gráfico sombreado que rodea los faros LED oscurecidos y complementa una exclusiva parrilla negra brillante con orificios trapezoidales y un parachoques delantero inferior rediseñado con «colmillos» de alto brillo. Los faldones laterales inferiores y el alerón trasero fijo, el difusor exclusivo inspirado en las carreras y las puntas de escape cuádruples oscurecidas demuestran los rasgos de diseño centrados en la pista.

Por otra parte, las insignias tradicionales del Mustang se sustituyen por un nuevo logotipo Mustang Dark Horse en los pasos de rueda delanteros, el portón trasero y los umbrales de las puertas, mientras que la versión anodizada del famoso pony permanece en la parte delantera. En el interior, la insignia exclusiva Dark Horse sustituye al logotipo estándar del Mustang en el panel de instrumentos y en las pantallas digitales, y cada coche cuenta con un número de chasis individual.

La pintura Blue Ember es exclusiva del Mustang Dark Horse. También está disponible una selección de gráficos aplicados o pintados a lo largo del techo y del capó en una variedad de colores y estilos. El paquete de apariencia opcional incluye pinzas de freno Brembo de color azul oscuro con el logotipo Azul Grabber más brillante, algo que se extiende a los cinturones de seguridad y otros elementos distintivos de esta versión.

En el interior, existe un volante más grueso y de base plana que incorpora levas de cambio anodizadas en plata y un botón de modo de conducción específico al alcance del pulgar, acabado con un exclusivo pespunte en Azul Indigo sobre un forro interior de ante de alto rendimiento. Esto se encuentra frente a un cuadro de instrumentos digital de 12,4″ con pantallas personalizables y grupos dependientes del modo de conducción.

Las molduras interiores, los biseles y las rejillas de ventilación están acabados en Negro Alley, un brillo metálico oscuro que sustituye a los conocidos tonos plateados brillantes de otros niveles de acabado del Mustang. En el centro del habitáculo del Mustang Dark Horse, en los coches equipados con la transmisión manual TREMEC de seis velocidades, se encuentra una palanca de cambios de titanio azul anodizado, con núcleo para evitar que retenga el calor.

El Mustang Dark Horse también viene con el último sistema de sonido B&O, que proporciona un audio nítido a través de 12 altavoces y un subwoofer.

Por supuesto, existirá el Mustang cabrio que, por su parte, cuenta con un sencillo accionamiento de un solo toque con un pestillo central de un solo tirador que abre y cierra el techo de tela totalmente forrado y aislado. El diseño compacto del techo y la suspensión trasera independiente también contribuyen a que el espacio del maletero sea considerable y pueda albergar el equivalente a dos bolsas de palos golf.

En todos los modelos existen hasta seis modos de conducción interactivos y personalizables que optimizan las prestaciones en diversas condiciones de conducción: Normal, Sport, Deslizante, Drag, Pista y un ajuste personalizable con múltiples perfiles disponibles, adaptados a las preferencias individuales del conductor.

Por su parte, la suspensión activa opcional MagneRide monitoriza las condiciones mil veces por segundo y utiliza un fluido controlado electrónicamente para adaptar la resistencia de la amortiguación a las condiciones de la carretera en ese momento.

Todos los modelos incluyen el Reconocimiento de Señales de Velocidad, el Control de Crucero Adaptativo Inteligente con función Stop & Go, el Asistente de Centrado de Carril, la Dirección Asistida Evasiva y el Asistente de Frenado en Marcha Atrás. Otra característica clave es la Suspensión Activa, que monitoriza continuamente la suspensión, el chasis, la dirección y la frenada y ajusta la respuesta de la suspensión en consecuencia. Los servicios de vehículo robad,  una función de FordPass, que proporciona asistencia las 24 horas del día en caso de robo también son novedad en el Mustang.

De esta manera, los propietarios pueden permanecer conectados con su Mustang a través de FordPass, utilizando funciones remotas como el arranque y parada del vehículo, el bloqueo y desbloqueo de puertas, la programación de hora de arranque, la localización del vehículo y la comprobación del estado y la salud del mismo. La aplicación FordPass pone a disposición de los usuarios información importante sobre el vehículo, como los niveles de combustible y aceite, el historial de servicio y la información sobre la garantía.

Otra vez centrados en el interior, detrás de la icónica silueta exterior del Mustang de séptima generación, se encuentra el panel de mandos digital más avanzado tecnológicamente y centrado en el conductor de todos los Mustang hasta la fecha, combinando lo mejor del pasado, el presente y el futuro. 

Lo más destacable es la eliminación del tradicional salpicadero superior del Mustang, que da paso a una zona central abierta y revestida de cristal, repleta de tecnología. Detrás del nuevo volante, más grueso y de fondo plano, se encuentra un cuadro de instrumentos digital con una pantalla de 12,4″, que puede personalizarse para mostrar diferentes diseños, y nuevos cuadros de mando personalizables y dependientes del modo de conducción que hayamos elegido y activado, nuevos para el nuevo modelo.

Este cuadro de instrumentos digital fluye a la perfección en una zona central correspondiente ya al sistema  SYNC 4 de 13,2″ detrás de la misma pieza de cristal integrada, inclinada hacia el conductor. La posición ergonómica de estas pantallas nos proporciona una información visual clara y unos controles de fácil acceso, que en conjunto crean una experiencia digital envolvente.

La ambientación interior del Mustang es totalmente personalizable, aunque arranca en colores cobrizos y oscuros, en una temática similar a la utilizada en el Mustang Mach-E, y puede ser totalmente configurable por el usuario. Los indicadores del cuadro de mandos y la iluminación ambiental interior pueden configurarse en los tonos elegidos por el cliente, mientras que los cuadros de instrumentos se adaptan al modo de conducción seleccionado. 

Al elegir los ajustes personalizados del modo de conducción, se muestra una visualización de la configuración del coche en el panel central mediante el software Unreal Engine 3D, un motor de juegos de ordenador que produce representaciones en tiempo real. Al interactuar con la pantalla táctil, los ajustes del vehículo pueden ajustarse, deslizando el gráfico para girar el coche virtualmente.

El Mustang cuenta con asientos de cuero y plásticos de tacto suave (algo que se agradece) en el panel de instrumentos y los paneles de las puertas, con un volante de cuero. Los modelos de la serie superior se benefician de la posibilidad de elegir el color de los pespuntes del volante y de un exclusivo patrón de perforación de la tapicería en la consola central, que se complementa con una franja asimétrica del mismo color en los cinturones de seguridad.

La consola central también incorpora una almohadilla de carga inalámbrica para el teléfono móvil con el espacio adicional que otorga el traslado de más funciones a la pantalla táctil. Es totalmente compatible con Apple CarPlay y Android Auto , que se integra perfectamente con la aplicación FordPass. Al igual que el SUV totalmente eléctrico Mustang Mach-E, el nuevo Mustang cuenta con la capacidad de actualización inalámbrica Ford Power-Up.

Detrás del volante, los puertos USB superiores instalados sobre el panel de mandos digital están convenientemente colocados para los dispositivos de cámara para circuito, evitando que los cables se extiendan por el habitáculo y, por otra parte, el sistema de sonido B&O más reciente proporciona un audio nítido a través de 12 altavoces y un subwoofer, incluyendo el uso de tecnología de mejora electrónica del sonido del coche para amplificar los sonidos del motor directamente en el habitáculo. Para finalizar con el interior y el exterior, la iluminación de bienvenida animada y las pantallas de bienvenida exclusivas Mustang dan también la bienvenida al afortunado propietario al acercarse al vehículo.

Se lanza con 12 opciones de color, incluyendo tres nuevas tonalidades: los llamativos Azul Ember, Azul Vapor y Amarillo Splash. Los clientes también pueden elegir entre las opciones de color de las pinzas de freno Brembo negras o rojas, todas ellas con el logotipo de Mustang, además de poder elegir entre dos nuevos diseños de llantas de aleación.

Apetecible, ¿verdad?. Yo quiero una versión Dark Horse, por favor…

Avatar

Raul Manso Ortega

Apasionado del mundo del motor desde niño, intento plasmar mis inquietudes en Motorproyect.es y Motorproyect.com, para informar sobre coches de una manera personal y con un toque de humor. Apasionado también, del mundo de la gastronomía o el estilo de vida, mi meta es llegar a ser algún día el Jeremy Clarkson español, pero sin ser tan idiota...

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Quieres anunciarte en nuestra web?

Solicitar